martes, 15 de febrero de 2011

El desnarigado ¿Dónde está?

En el lugar donde actualmente se encuentra situado, existía una antigua defensa de la cala, construida (o restaurada) por los portugueses sobre los cimientos de otras fortificaciones romanas o árabes, se denominó  Finis Térrea.

Castillo y cala del Desnarigado.
Su nombre actual se debe a un pirata berberisco llamado Desnarigado. Posiblemente era un esclavo condenado en las minas del Rif, ya que en los tiempo de la dominación musulmana a todos lo forzados que trabajaban en aquel lugar se les practicaba un profundo corte en el apéndice nasal al objeto de ser fácilmente reconocidos en caso de evasión. El protagonista de esta historia consiguió huir acompañado de un pequeño grupo de seguidores, que después de alcanzar la costa, se apoderaron de tres bajeles que les permitieron ejercer la piratería en las costas del Estrecho de Gibraltar con base en Ceuta.



Para unos, este célebre corsario, el 6 de mayo de 1417 desembarcó en este lugar sorprendiendo dormidos a los centinelas que lo guardaban y apresándolos junto a unos pescadores que allí  se afanaban en su actividad. Conocido el suceso por el primer gobernador de la ciudad, Don Pedro de Meneses, ordenó se saliese en persecución del pirata, siendo capturado y libertados sus prisioneros. Para otros, antes de la llegada de los portugueses, el pirata moraba en el montículo donde se alzó después el castillo y fondeaba su nave en la playa inmediata, desde la que salía a realizar sus tropelías y a la que regresaba una vez cometidas.

Sea como fuere, el suceso debió tener la importancia suficiente para que el lugar conocido hasta entonces como Finis Térrea, pasase a serlo del Desnarigado.

A finales del silgo XVII, el gobernador D. Francisco Bernardo Barona (1689 – 1692), dándose cuenta del peligro que suponía tener desguarnecía Punta Almina ordenó que se comenzase la construcción de Fuerte del Desnarigado.

Se tiene constancia escrita que el 3 de mayo de 1710 las baterías del Castillo “El desnarigado” echaban a pique una embarcación cargada de finos paños de Inglaterra que de Tetuán pasaban a Gibraltar. El  Castillo se hallaba bajo el mando del Alférez D. Francisco Vicentelo recogiendose a la mañana siguiente diversos fardos que flotaban en el agua. La tripulación del barco hundido se salvó en botes que arribaron a las playas marroquíes”

La Batería rasante de la playa de la Torrecilla fué construida en 1.713, debiendo artillarse en la segunda mitad del siglo XVIII.

El 4 de agosto de 1864 la Comandancia Exenta de Ingenieros de Ceuta, presenta el proyecto oficial de la Batería del Desnarigado a levantar sobre la torre cuadrangular (Reducto Antiguo) y sobre una parte de la torre semicircular (Reducto Nuevo). El proyecto recogía un pozo en el centro del patio, que se construiría finalmente desplazado unos metros hacia el cuerpo izquierdo del fortín. La rampa de acceso sería prolongada en ángulo recto. No se sabe exactamente cuando se comenzó a construir el actual fuerte, pero debió de ser pocos años después del proyecto de 1864.

A principios de siglo XX la batería del Desnarigado había perdido gran parte del valor que tuvo en otros tiempos, debido principalmente al artillado de otras baterías próximas con modernos materiales y a que esta posición (Punta Almina) no tiene por objeto batir al enemigo, sino solamente el oponerse al paso de los navíos enemigos entre las costas norte y sur de Ceuta que navegasen para reparar averías próximos a la costa del Hacho.

En 1936 la Batería del desnarigado había dejado de existir. Sin cañones ni guarnición, el Castillo permaneció abandonado a su suerte hasta el año 1958. En esta fecha y debido al repliegue de las Tropas españolas desde el antiguo Protectorado de Marruecos, se habilitó como Polvorín del Parque de Artillería.

Durante estos años el Fuerte sufre algunas reformas que tiene por objeto su adaptación a la nueva función que tiene que desempeñar. Así se construye a lo largo del coronamiento de toda la muralla un murete de bloque de hormigón con objeto de proteger a los centinelas, se tabican las bóvedas del ala derecha (antiguos asentamientos de las piezas de Artillería) para su utilización como depósito de municiones, se fabrica una nueva puerta de entrada, se restauran en el Torreón Este del ala izquierda los aseos de la Guardia, y finalmente se levanta un pequeño edificio para albergar a la Tropa en la Atalaya del salto del Caballo.

En 1975 se desaloja de munición, adjudicando a las baterías de costa de la Fortaleza del Hacho para su custodia, cerrado y clausurado.

En 1983, se decide acometer la restauración del monumento para posteriormente convertirlo en Museo Militar.

Imagen recogida del Banco de Imágenes y Sonidos del ITE
Texto recogido de www.conoceceuta.com

1 comentario:

  1. La desconocida Ceuta, esa ciudad que junto a Melilla, trocitos de España en África; esconde cosas como esa cala, y muchas más, ¿verdad?...

    ResponderEliminar